Esperanza para la Familia - Porque nos interesa su futuro
 
Página principal Nosotros Pedidos Internacional Donativos Contáctanos Mapa de sitio

La Depresión - Cómo salir de ese callejón oscuro

Signos y síntomas típicos

Por: Dr. Sergio H. Canavati Ayub

La depresión es una verdadera enfermedad, tan es así que para el año 2020 la Organización Mundial de la Salud (OMS) dictamina que la depresión será la enfermedad más común en todos los seres humanos. Alguna vez todos nos hemos sentido angustiados, abatidos o tristes en algún momento de nuestra vida, algunas veces vemos ejemplos en nuestros seres queridos que no saben qué es lo que les está pasando, pareciera que el mundo exterior les es oscuro, solitario y opresivo. Hay momentos donde ya la persona no siente amor hacia los demás, quiere sentirlo pero no puede y tienen que estar en cama literalmente porque no puede salir de ese estado emocional.

La siguiente lista describe algunos signos o señales típicas de la depresión:

  • Cambios de comportamiento: dormir más o dormir menos de lo común, insomnio, apartarse de los paseos con la familia, de los amigos y de las actividades que previamente se disfrutaban, comer más o menos de lo habitual, cansancio extremo, fatiga o falta de energía y atención mínima al cuidado personal.
  • Cambios físicos: aumento o pérdida de peso sin estar enfermo de nada, dolores de cabeza, dolores de espalda, malestares digestivos, dolores de estómago o constipación inexplicables, pequeña o inexistente energía sexual.
  • Estados emocionales, cognitivos o de ánimo: tristeza, llanto o desesperanza; incapacidad para concentrarse, recordar o tomar decisiones; pensamientos de muerte, suicidio o poca esperanza en el futuro; insatisfacción general hacia la vida, pérdida de interés en hablar con la gente, nerviosismo e irritabilidad; sentimientos de culpa o baja autoestima.

La depresión es una enfermedad que te llena de pensamientos negativos, te hace sentir insatisfecho o inservible y te lleva a los extremos de la autodestrucción o el suicidio. Si estamos deprimidos con frecuencia expresaremos frases negativas, que son un aviso de nuestro estado de ánimo, como las siguientes: “No tengo ánimo, seguramente voy a fracasar”, “Las cosas están difíciles y de cualquier manera no me agradará”, “No tengo ganas de hacerlo”, “Me voy a dormir y a olvidar que existo”.

Los efectos negativos de la depresión producen una falta de valoración, esto se ve en la falta de pertenencia y en la necesidad de ganarse el derecho de formar parte del grupo. Los depresivos tienden a confundir la timidez con las relaciones y la aceptación social.

Veamos el testimonio siguiente:

“En mi lucha contra la depresión traté de huir de mí mismo, la incomodidad que sentía y los efectos negativos constantes que filtraban mi interpretación y evaluación del mundo me impulsaron a dejarme llevar en la búsqueda de un sinnúmero  de cosas que pensé que debería hacer. Yo creí que eso me daría una mayor sensación de comodidad, pero fue todo lo contrario; la incomodidad hizo que intentara ser otra persona de la que realmente era. Esto se tornó en una búsqueda que me produjo angustia, aprendí que mi lado oscuro me seguía como una sombra, la única forma de esconderme era permanecer en la oscuridad.”

Los pacientes con depresión buscan las cosas que, según ellos, deberían hacer para salir de ese estado sin darse cuenta que eso los aleja cada vez más de la solución. Cuanto mayor es la propia lucha por salir de ese hoyo, las personas se sienten más hundidas en él.

Recientemente la Organización Mundial de la Salud (OMS) estimó que la depresión afecta a 350 millones de personas en el mundo, esta misma organización calcula que en el año 2020 la depresión será el principal tema de salud entre la población de los países en vías de desarrollo y que para entonces la depresión severa será la segunda causa de muerte y discapacidad.

Científicos del mundo estiman que en los próximos años habrá dos enfermedades que costarán muchas vidas: el infarto al miocardio y la depresión. Los especialistas abogan por tratamientos preventivos, uso de fármacos antidepresivos y de los más recientes medicamentos; países enteros se inundan de fármaco dependientes, de prevenciones y de estilos de vidas saludables para tratar de prevenir la depresión. Los servicios de urgencias se ven sobrepasados a causa de problemas genuinos físicos, como dolores tipo infarto o de cabeza, indigestión, colon irritable y periodos alterados que frecuentemente son resultantes de la depresión.

Esto ocurre tan comúnmente que la atención se ha enfocado sólo en los problemas físicos, sin tomar en cuenta que la causa de las dolencias es la depresión, cuyo origen por lo general se arrastra por años. Los médicos,  tal vez por el exceso de trabajo, no se toman el tiempo de hacer un examen más profundo a los pacientes que llegan con esos síntomas, no se dan cuenta que sufren depresión y solamente les dan medicamentos para los síntomas que traen, más no tratan el problema en realidad.

La depresión en México
Esperanza para la Familia - Porque nos interesa su futuro
Reflexión
Reflexión
This text is replaced by the Flash movie.
This text is replaced by the Flash movie.
This text is replaced by the Flash movie.
This text is replaced by the Flash movie.
This text is replaced by the Flash movie.
¡Escríbenos!
Condiciones Legales de Uso | Derechos reservados 2012 ©